Nos gusta mucho la tontería. Está claro. Ahora… bromas aparte:

“Vipassana significa ver las cosas tal como realmente son. Es una de las técnicas más antiguas de meditación de la India. Fue redescubierta por Gotama el Buda hace más de 2.500 años y fue enseñada por él como un remedio universal para males universales, es decir, como un arte: el arte de vivir. Esta técnica no sectaria tiene por objetivos la total erradicación de las impurezas mentales […] La curación, no meramente la curación de las enfermedades, sino la curación esencial del sufrimiento humano.”

Para la puesta en práctica de la técnica he tenido que estar dispuesta a someterme a:

  • 11 días de silencio. Sin hablar, sin escribir, sin utilizar ninguna vía de comunicación.
  • 11 días sin distracción alguna del mundo exterior. Sin internet, sin libros, sin móvil.
  • 11 días sin consumir sustancias “tóxicas”. Sin carne y por supuesto sin alcohol.
  • 11 días frente a frente con esa persona que a veces es una gran aliada y otras se convierte en mi peor enemiga.

11 días conmigo misma.

Nunca me ha gustado mucho eso de mirarme por dentro. Fuera hay tantas cosas interesantes que me mantienen entretenida que ¿para qué mirar dentro? De vez en cuando me he asomado a comprobar que no hay ninguna cañería rota. A veces he encontrado alguna que otra fisura pero como la maquinaria general seguía funcionando, tampoco he profundizado más. Creo que sé dónde encontrar algunas de esas fisuras, pero esta vez no pienso llegar hasta ellas solo para ponerles un parche. En estos 11 días busco detectar las raíces de las averías y me gustaría arreglarlas o aprender cómo hacerlo desde el origen.

lucy_vipassana_algo_que_recordar_1

La empatía y la sensibilidad son dos rasgos de la personalidad que traen consigo muchas alegrías. Dos cualidades maravillosas cuando has tenido y tienes una vida relativamente fácil. Las mismas cualidades que te hacen tremendamente vulnerable cuando algo que se escapa a tu control se cruza en tu camino.

Algunas personas vinieron a este mundo con un chubasquero puesto a modo de piel o unos invisibles auriculares que los mantienen ajenos a lo que pasa a su alrededor. Los admiro y los envidio. Así es Rubén. Si él ha decidido que va “para allá” entonces va “para allá”. Si llueve o si truena no importa. Si hoy se ha levantado con el pie izquierdo tampoco importa. Es como un terminator al que solo se le conoce una kriptonita: el aire acondicionado. Si está conforme con lo que hace no le afecta la opinión de los demás, ni positiva ni negativamente. Siempre me dice: “Lucy, nunca creas ni al que te dice que has hecho algo bueno buenísimo ni al que te dice que has hecho algo malo malísimo. Escucha todo lo que la gente tenga que decir. Haz caso a lo que consideres interesante y pasa página con lo demás”. No se machaca. No se come la cabeza. No pierde el tiempo con pensamientos negativos o inútiles. Prefiere invertirlo en mirar hacia delante siempre y seguir “creando” lo que sea. Es lo que viene siendo una mente sana.

lucy_vipassana_algo_que_recordar_2

En estos años juntos he aprendido mucho con él y creo que he “madurado” (si se puede decir así) en ese aspecto. Con todo y con eso, sigo siendo “yo”. Es decir lo contrario. Yo soy de las que no estaban cuando repartieron el chubasquero y los cascos. Seguramente ya estaría perdida por ahí porque tampoco me tocó el sentido de la orientación en el reparto. La que sufre con las injusticias del mundo, la de lágrima fácil, la que a veces no sabe que es lo que hay que decir, la que le hace más caso al corazón que a la cabeza, la que le cuesta negar algo a alguien… Ir por la vida sin chubasquero provoca que a veces oigas hasta lo que no quieres oír. Percibas lo que no quieras percibir y sientas lo que no quieres sentir. La gran ventaja es que en situaciones de alegría lo vives todo con mayor intensidad pero cuando llegan las “vacas flacas”, entonces te acuerdas del precio que pagamos los que somos capaces de llorar delante de una puesta de sol (incluso de 4,5 sobre 10).

En esto de los viajes nunca termino sabiendo si somos nosotros los que provocamos que pasen las cosas o son ellas las que nos encuentran a nosotros. Me gusta creer que hay un poco de las dos. El caso es que el Vipassana ha llegado justo cuando lo necesito. Ni antes, ni después. Así que ahora tengo por delante mucho tiempo para aprender a ver las cosas como realmente son. ¿Y para qué puede servir eso? Todavía no lo sé, pero tengo 11 días para descubrirlo y sobre todo tengo ganas de saberlo.

Prometo volver con las pilas bien cargadas y con muchas ganas de contarlo todo. Mientras tanto portaros bien y cuidadme a la otra cabeza de algoquerecordar.com que aunque no sea tan llorica como yo, tiene el corazón mucho más grande.

¡Nos vemos en dos semanas!

Lucy

Autor

24 Comentarios

  1. Amigos!!! He sobrevivido y he vuelto a mis teclas para contarlo. Ha sido un gran viaje y como todos los viajes con momentos geniales y con otros muy duros pero de los que siempre siempre se sacan cosas buenas.
    Creo que jamás hubiera imaginado que sería capaz de estar 11 días en silencio. Hubo varias personas que abandonaron en medio del curso. Claro que en cuanto he podido leer vuestros comentarios he caído en la cuenta. Ahora entiendo de donde me venía a mí la fuerza para conseguir terminarlo. Me voy ahora mismo a hacer los deberes escritores para que tengáis todos los detalles por aquí lo antes posible.
    Un abrazo gigante para todos y un millón de gracias!

  2. Lucy!!! Mucha fuerza por estos 11 días de aislamiento, me siento súper identificada contigo y reconozco que no sé si sería capaz de hacerlo, aunque no voy a negarlo, creo que es algo que hay que hacer por lo menos una vez en la vida, renovarse es una necesidad… así que quién sabe, estaré atenta a tus reflexiones postvispassana! Abarzos y ánimos a los dos, que el tiempo vuela!
    Txell

  3. Lucy, ya no podrás leerlo hasta la vuelta, pero espero que te esté yendo genial. ¡Seguro que sí! 😀
    Mientras, quedamos aquí, deseando leer el post que escribas cuando salgas, limpia y renovada!! Tiene que ser una experiencia tan enriquecedora, de esas que merece la pena hacer alguna vez en la vida…

    Rubén, ¡muchos ánimos a ti también, que debe ser difícil estar tantos días sin tu Lara Croft particular! 😉

    ¡Un abrazo!

    • Sí que lo es, sí. Ya tengo ganas de que se acabe… ¡Queda una semana aún! Gracias en su nombre por animarla aunque no lo pueda leer (ahora). Le gustará verlo al salir. Un beso!

  4. Estaré esperando con ansias tu próximo post Lucy! De ley te irá todo excelente y saldrás con un enorme aprendizaje, como una persona nueva =)

    • A ver lo que deseas Samir, a ver lo que deseas… que a mi la Lucy «de antes» me gustaba mucho. No necesito que «me la devuelvan nueva». Si acaso, con eso de que se tiene que levantar ahí dentro a las 4 de la mañana, que le cambie el horario y madrugue un poco más a partir de ahora. Por lo demás, está muy bien como está 🙂

  5. Que grande!!! Siempre es un placer leeros, pero cuando cuando te sientes reflejada el placer es mayor. Espero que estos días te lleven donde esperas y encuentres las respuestas que buscas. Un abrazo

  6. Gracias a todos y todas por escribir y darle ánimos a Lucy. Nada más subir el post, se fue a la estación de tren rumbo a Karnal (donde está el centro de vipassana) y ya está offline. Seguro que a la salida, le hará ilusión leer todos estos mensajes llenos de ánimo y consejos. Besos y abrazos según corresponda.

  7. Como me siento reflejada en tus palabras!! menuda cruz y menuda estrella llevamos pegada al culo. Sé q te servira de mucho aunq sea por un tiempo. Espero dar pronto yo tb mi salto para tener «algo q recordar»
    Un abrazo enorme

  8. Hola!Me he sentido bastante identificada con la ausencia de chubasquero y de orientación (tip clave para llegar adonde queremos ir, ir en la dirección contraria a la que suelo decir….) Vaya envidia que me da lo de los 11 dias de meditacion vipassana… Es algo que tengo pendiente. Seguro que lo disfrutas (si es esa la palabra) un montón!!!

  9. Wow, 11 días.. a veces me cuesta estar 11 minutos sin mirar el email… Ánimo, seguro que debe ser toda una experiencia. Y ya nos contarás!

  10. Todo lo mejor en este viaje!!! Hace muy poco una muy buena amiga lo hizo y nos insistió en que también lo tomáramos. Así que esperamos hacerlo pronto!
    PD: Un tip importante para entrar en estado de meditación es concentrarse en la respiración y quitar de la mente los pensamientos que vayan apareciendo 🙂 Espero que te sirva!
    Mucha luz y energía
    Abrazos

  11. Ve sin espectativas y disfruta y aprovechalo en lo que tú puedas, imagino que la experiencia será diferente para cada persona. Mucha suerte (a los dos).

  12. Yo llegué al Vipassana sin saber lo que realmente era. Solo tenía la información que citas en el principio del post y el horario de lo que sería mi vida durante diez días. De lo más importante, la técnica, no había oído a hablar nunca; pero fueron unos de los diez días más interesantes que pasé en India. No te diré que lo disfrutes porque seguramente no lo vas a hacer. Será mejor que te desee fuerzas y aguante, mucho aguante.

  13. Fantástico Lucy! me encantó tu post y te mando mucha buena vibra para los 11 días. No eres la única sin chubasquero o cascos, que lo sepas.

  14. Ñooooossss Lucy me parece muy interesante, después de leerlo lo he tenido runruneando en mi casa todo el rato y a pesar de mi cobardía creo que seria capaz de hacerlo. ¡¡Buena suerte!!

  15. Me encanta Lucy! Unas reflexiones muy enriquecedoras, con las que me siento muy identificado. Seguro que te va a ir genial y estaré deseoso de saber cómo te ha ido.

  16. Hola! En que ciudad y centro vas hacer el Vipassana? Estoy mirando donde hacerlo y me gustaria saber experiencias!

    gracias y animo! 😉

    • Hola tocaya! Lo hice en Karnal a unos 160km de Delhi pero hay centros repartidos por todo rl mundo. En este mismo post la palabra «vipassana» del primer párrafo esta linkada con la web oficial de la organización donde podrás encontrar el detalle de todo. Espero que te sirva de ayuda! Un abrazo.

  17. Buen viaje Lucy! Eso va a ser algo que recordar fijo 🙂 Te esperamos a la vuelta (Rubeeeen, aire acondicionado eh?!) besos a los dos!

  18. Aunque me llama mucho la atención y me encanta estar sola con mis pensamientos, no sé si llegaría a ser capaz (cinco días en la playa sola, sin cruzar ni una sola palabra con nadie, me provoca ponerme hablar con Siri como una loca…. Jajaja).
    ¡Suerte! Espero que encuentres lo que buscas, o que ello te encuentre a ti. 😉

Dejar un comentario

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE